5 marzo, 2020

Godot entre rejas

Godot entre rejas
Erika Tophoven
978-84-121549-1-7
18,00€

A FINALES DE 1954, casi dos años después del estreno de Esperando a Godot, Samuel Beckett recibe una carta desde el penal de Lüttringhausen, en Alemania. En ella, un convicto por fraude le explica en un excelente y ceremonioso francés no sólo que ha traducido su obra al alemán, sino que la ha representado en más de quince ocasiones ante el entusiasmo de sus compañeros reclusos.
Karl Franz Lembke —estafador y dramaturgo aficionado entre rejas, embaucador carismático y seductor— no sería más que una pequeña nota al pie en la correspondencia de Beckett si no fuera por la curiosidad de Erika Tophoven, quien, décadas después de esa asombrosa misiva, intenta perfilar el retrato de tan singular personaje y reconstruir su peripecia a lo largo y ancho de una Europa de posguerra que, rota y recosida, invita a la impostura y la ocultación.

Traductora canónica al alemán de Beckett, Kristof, Sarraute o Simenon, la hoy casi nonagenaria Erika Tophoven recrea un continente vacío y una época de absurda espera. ¿Tal vez sólo un timador podía ofrecer un testimonio fiable de esos tiempos sombríos? ¿Encontraría Lembke en el Godot un escenario donde por una vez no fuera necesario esconderse?

Traducción de Juan de Sola

Ilustración de Sonia Cabré

La prensa ha dicho:

«La investigación llevó lejos a la gran Erika Tophoven, de sorpresa en sorpresa, y le permitió reconstruir en su brillante libro Godot entre rejas (Hurtado & Ortega, traducción de Juan de Sola) la tortuosa vida del estafador y con ella la historia de la Europa de aquellos días.» Enrique Vila-Matas, El País

«Una especie de novela entre Dickens, Hitchcock y Tarantino.» Jordi Corominas, 24 Horas de Radio Nacional

«Lembke passeja la seva identitat camaleònica per l’Europa movedissa de l’època, una terra d’oportunistes on el més llest s’endú el pastís. Respira l’atmosfera que es descriu al Godot i en treu rèdit. Personatge beckettià, traductor de Beckett i quasi estafador de Beckett. Com diu Tophoven: “¡Menudo comediante!”.» Irene Pujadas, Sempre saludava, Diari Ara

«Un periplo topográfico por Europa, en donde todo son hipótesis, preguntas sin respuesta, porque ¿en qué manera llegamos a conocer a Lembke tras leer el fascinante libro de Erika [Tophoven]?» Francisco H. González, Devaneos

«Godot entre rejas es la crónica de Karl Franz Lembke, sí, pero lo es, asimismo, de una Europa hecha unos zorros y de una obra construida sobre el vacío, desde el vacío, en la que solo los prisioneros encuentran un lugar en el que reconocerse. Quizá, el único escenario posible en el que Lembke no tuvo necesidad de utilizar un disfraz. Y en una historia de traductores y traducciones como esta, lo justo es terminar la reseña con el principal responsable de que la historia de Erika Tophoven se lea con la misma agilidad como la que Bob Beamon practicaba en el salto de longitud: Juan de Sola. Queda aquí el reconocimiento.» Óscar Brox, Revista Detour

«Erika Tophoven nos ofrece un texto exquisito para los amantes de libros sobre literatura.» Elena Méndez, La voz de Galicia